Luchar contra el bumping

El bumping es el sistema más empleado por los ladrones para entrar en las viviendas manipulando las cerraduras. Prevenir este tipo de ataque es fundamental, de ahí las importancia de los sistemas antibumping en nuestros días.

¿En qué consiste el bumping?

Se trata de una técnica que los ladrones han aprendido de los cerrajeros, consistente  en meter una llave maestra o manipulada en la cerradura y en dar seguidamente golpecitos hasta que los cilindros se muevan. Este proceso tan sencillo, que dura menos de medio minuto, valdrá para abrir una puerta, de ahí su éxito entre los ladrones, poderosos ante muchas cerraduras. Por eso es tan vital instalar cierres antibumping que prevengan estos ataques.

Acerca del bumping.

Hace unos lustros, esta técnica sólo era utilizada por los cerrajeros profesionales para abrir las puertas de su clientela, cuando perdían las llaves y no podían entrar en sus casas. Fue hace unos quince años cuando este método fue asumido por los ladrones, que en los últimos años se han valido de este método como su principal para hacer de las suyas. Y es que se trata de llaves baratas que además tienen muchas indicaciones de uso en la Red y que pueden encontrarse con facilidad en el mercado, por lo que todo tipo de chorizos puede usarlas con peligro para los propietarios de viviendas.

Al menos se trata de una técnica que no es tan sencilla como pueda parecer, pues hacen falta conceptos y conocimientos del mundo de la cerrajería para aplicarla. El desconocimiento de la técnica puede derivar en ruidos y en lentitud en el robo, que podría frustrarse por ello; esto motiva que las bandas de ladrones practiquen mucho antes de lanzarse a robar las casas.

Casi un noventa por ciento del total de las cerraduras pueden abrirse por medio del bumping, lo que nos da una idea del poder de este método y de la alta probabilidad de acierto que tiene el ladrón que usa estas llaves. Sin embargo, cuando el chorizo se topa con una casa con cerraduras antibumping, el panorama se le oscurece considerablemente, pasando directo a otra casa distinta y más asequible a la hora de robar.

¿Cambiar la cerradura vale de algo frente al bumping?

Por supuesto, cambiar la cerradura antigua por una mucho más segura será una maniobra positiva frente a los robos. Los sistemas antibumping funcionan. Hay inquilinos que ven que no merece la pena proceder al cambio de cerradura, porque apenas tienen cosas de valor en la casa; esto es algo que los ladrones desconocen, por lo que a la hora de robar pueden incluso provocar otros graves daños. Invertir en seguridad es hacerlo también en tranquilidad, en poder dormir tranquilo, en no tener que estar con miedo.

¿Qué cerradura antibumping debería adquirir?

Cuando vayas a comprar una cerradura es importante que sea cuanto lo más segura posible. Por tanto, no basta con ver que es antibumping; será mejor si también es anti palanca, anti taladro y anti ganzúa. Contar con cerraduras de calidad se lo pondrá más difícil a los ladrones. Las grandes marcas del mercado proporcionan el aval de la calidad; no hay que obviar que la seguridad hay que pagarla, y que las grandes gangas en sistemas de cierre tendrán algún fallo.

Proteger el bombín con un escudo fiable le pondrá más complicado al ladrón aplicar el bumping, ya que no sabrá la marca de la cerradura. Los escudos son muy recomendables, como también lo es avisar a un cerrajero de confianza para que se lance a cambiar de una vez por todas esa cerradura vieja que hace vulnerable una vivienda. Como complemento que proporcione seguridad, el cerrojo de seguridad (su sistema de bloqueo es idóneo para proteger a los inquilinos) será otro buen aliado y no podrán ser abiertos mediante el bumping.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *