Modelos de cierre metálico

Existen muchos tiempos de cierres metálicos disponibles en el mercado para elegir, si tenéis duda de cuál os conviene más, os sugerimos que sigáis leyendo ya que os enseñaremos los distintos tipos de cierres metálicos que debéis conocer.

Definición de cierre metálico

Un cierre metálico es un velo de metal que permite cerrar la entrada a vuestros negocios cuando habéis concluido la jornada laboral, para impedir que alguien entre al negocio en horas extra laborales o para impedir el robo o hurto mientras no estéis allí. Los modelos más comunes os los mencionamos a continuación.

Cierres metálicos enrollables

Es el modelo más simple, consiste en una persiana que se enrolla en sí misma cuando se abre y se desenrolla para cerrar el negocio.

Cierres metálicos automáticos

Este modelo posee el mismo mecanismo anterior, una persiana de metal que se enrolla, pero la diferencia radica en que en éste modelo, el mecanismo está automatizado, cuenta con un motor eléctrico que se activa con un mando a distancia o una llave para abrir o cerrar la persiana. Es el ideal para las personas que sufren de la espalda y no pueden alzar peso.

Cierres metálicos de aluminio

Mismo mecanismo que las anteriores, la diferencia solo está en el material, estas están fabricadas de aluminio, por lo que son más livianas.

Cierres metálicos griegos

Este modelo de cierre metálico, es ideal para los negocios que no tienen escaparates, ya que no permite que se vea lo que se encuentra en el interior de la tienda desde el exterior. También está disponible tanto manual como automatizado, el cual siempre es un poco más costoso.

Cierres metálicos de concha

Este modelo consiste en un conjunto de barras de diferentes tamaños y diseños que se acoplan entre sí por medio de grapas resistentes de aluminios, los cuales sí permiten que se vea el interior de vuestro negocio desde la calle.

Cierres metálicos de lama plana

Este modelo consiste en unas pletinas planas cruzadas, lineales simples o lineales dobles, los cuales están fabricadas con piezas de aluminio de extrusión unidas a un tubo de acero sobre el cual se enrollan. El modelo con más seguridad es el de pletinas planas lineales dobles.

Cierre metálico micro perforado

Este tipo de modelo es parecido al modelo ciego, con la diferencia de que en este modelo micro perforado, se puede ver el interior del negocio desde el exterior y viceversa. Es un modelo también bastante seguro.

Cierre metálico troleado

Este modelo es uno de los más gruesos y robustos del mercado. Posee grandes dimensiones por los cual también brindan mucha seguridad y resistencia, además de que también permiten ver hacia vuestro negocio.

Cierres metálicos de tijera

Este modelo está disponible de cierre central, lateral o incluso giratorio, lo cual  lo convierte en el ideal cuando necesitéis de un modelo que ocupe poco espacio en vuestro negocio, también permite buena visibilidad.

Cierres metálicos de acero inoxidable

Se trata de un modelo tradicional donde lo que cambia es su material de fabricación, es importante que toméis en cuenta el grosor a la hora de instalar uno de estos modelos, para que se adapte a la perfección en vuestros negocios.

Cierres metálicos galvanizados

Otro modelo de cierre convencional, solo que están fabricados de acero galvanizados, lo cual los convierte en uno de los modelos más resistentes y duraderos, ya que cuentan con un revestimiento que evita que se oxiden.

¿Qué debéis tomar en cuenta a la hora de comprar un cierre metálico?

Lo primero que debéis tomar en cuenta son las medias de vuestro negocio, para eso os recomendamos que contratéis un cerrajero profesional para que tome las medidas pertinentes, así os dará el mejor consejo a seguir sobre cuál modelo os conviene mejor. Lo segundo que debéis tomar en cuenta es las intenciones que queráis con el negocio, si queréis que se vean vuestros productos disponibles o no. Si queréis que la gente mire vuestra vitrina cuando camine por la calle frente a vuestro negocio, obviamente no vais a elegir un cierre ciego. Para finalizar tenéis que tomar en cuenta la seguridad que queráis tener en vuestros negocios. Si queréis elegir un modelo muy seguro y grueso, tenéis que contar con un presupuesto cuantioso. Debéis recordar que la seguridad es más una inversión y un negocio que un lujo, es el precio que tenéis que pagar para conseguir tranquilidad.

Modelos de cerraduras

Actualmente en el mercado se encuentran un gran número de cerraduras disponibles a elegir, lo que resulta muy engorroso a la hora de que cambiéis una cerradura, ya que la mayoría no conoce en totalidad todos los modelos antes de elegir, por eso hoy os ayudaremos enseñándoles cuáles modelos son los más importantes a tomar en cuenta.

Cerraduras multipunto

Es una de las cerraduras más seguras del mercado ya que cuenta con varios puntos de anclaje. A mayor el número de anclajes, mayor será su nivel de seguridad. También se instalan en el marco de la puerta, evitando que los ladrones puedan abrirla utilizando palancas. Este tipo de cerraduras solo se pueden instalar en puertas macizas, blindadas y acorazadas.

Cerraduras tubulares

Para abrir normalmente este tipo de cerradura, utiliza en mismo mecanismo que un picaporte, con la ventaja de que también la podéis cerrar desde adentro pulsando un botón. Lo cual es conveniente cuando queráis privacidad en vuestra alcoba o baño. Lo cual la hace la elección ideal para las estancias de vuestra vivienda, en puertas tradicionales generalmente, donde requieran de mayor privacidad.

Cerraduras de sobreponer

Este tipo de modelos, se instala generalmente en la puerta principal de la casa, se coloca por encima de la puerta, la cual deja a simple vista la cerradura. Usualmente la acompañan de un sistema antipalanca, ya que es su punto débil más resaltante. Pero muchas personas colocan una segunda o tercera cerradura para acompañarla y aumentar así su seguridad.

Cerraduras embutidas

También conocidas como cerraduras para empotrar, son la elección más frecuente para la puerta principal de las casas. Casi siempre la acompañan de otra cerradura para aumentar su eficacia de seguridad. Estas cerraduras se instalan por dentro de las puertas, dejando solamente visible el ojo del cilindro para poder meter la llave. También tienen la ventaja que se pueden instalar tanto en puertas de madera tradicionales como en aquellas hechas de metal. Se puede dejar bloqueada la cerradura mediante un pestillo que solo tenéis que girar con la llave para activarlo. Es recomendable que adquiráis una cerradura antibumping y anti bloqueo, para que no sea tan sencillo para los ladrones manipularla.

Cerraduras cilíndricas

También llamadas cerraduras de perfil europeo, son también muy populares en las viviendas. Estas cerraduras tienen un sistema simple de cilindraje, que para activarlo solo tenéis que meter la llave indicada para levantar las pestañas del cilindro, lo cual produce que se cierre o se abra la cerradura. Estas cerraduras ya vienen con sistema antibumping, lo cual las hace una opción más segura que antes.

Cerraduras digitales

Este tipo de cerradura no es común verlas en viviendas convencionales, por lo general están instaladas en lugares como garajes, hoteles y mansiones. Sin embargo, la más probable es que se empiecen a ver en vuestros hogares. Este tipo de cerraduras se abren mediante distintos métodos. Mediante un lector óptico puede escanear el código o código de barras de una tarjeta o incluso la retina del ojo. Cuentan también con un sistema de bloqueo, el cual las hace súper seguras.  Estos sistemas se están innovando cada vez más para que algún día sean accesibles para todo el público.

Cerraduras de gorjas

Conocido por el nombre de Borjas al igual que gorjas. Este tipo de cerraduras era muy usadas y populares hace muchos años, pero fueron quedando en el olvido gracias al advenimiento de las cerraduras de cilindro. Estas cerraduras contaban con una llave de tubo o espiga muy larga con uno o dos dientes al final, debido a sus dimensiones, no era muy cómoda de llevar en el bolsillo del pantalón, lo cual también contribuyó a que se sustituyeran por cerraduras más cómodas.

Cerrojos especiales

Hoy en día existen algunos cerrojos especiales que permiten aumentar la seguridad de vuestras cerraduras. Algunos modelos incluyen un botón con el que se puede bloquear o desbloquear el sistema de la cerradura, otros incluyen una cadena que cumple con el mismo propósito.

Cerraduras invisibles

Estas son las cerraduras más nuevas y tecnológicas del mercado, las cuales son casi imposible de batir por los ladrones. Cuenta con un mando que al activarlo, retira de la vista el ojo de la cerradura para que no pueda ser manipulada, también posee unos códigos que se actualizan periódicamente para evitar que puedan hacerse con la combinación correcta. Estas son las cerraduras más influyentes en el mercado, esperamos que os haya sido de agrado esta explicación y que os haya servido para aclarar vuestras ideas y conceptos de los distintos modelos de cerradura para que estéis en capacidad de elegir la que más se adapte a vuestras necesidades.

Recomendaciones para contratar a un cerrajero de calidad

A todos nos pasará alguna vez que perdamos las llaves del coche o de la casa y nos quedaremos afuera desamparados. Seguramente habréis pensado en llamar a alguno de vuestros amigos o familiares para que os ayude, probablemente alguno de ellos tenga una copia de vuestra llave o conozca algún cerrajero de confianza. Sin embargo, antes de que contratéis a cualquier profesional, tenéis que tener en cuenta ciertos factores.

Puede que en el desespero, llaméis a cualquier cerrajero que aparezca en la guía telefónica, sin haberte dado cuenta de que si vive en la zona, sin haberle preguntado la tarifa que va a cobraros por el trabajo y terminéis esperando muchas horas fuera de vuestra casa y pagando una tarifa muy elevada a regañadientes. Además de que no todos los cerrajeros viven a la expectativa de su publicidad.

Características de un buen cerrajero

Para elegir un buen cerrajero, hay que investigar un poco, y tomar en cuenta algunas características antes de elegir uno, y así contar con uno de confianza en nuestros contactos telefónicos. Siempre es recomendable tener a alguno en vuestra lista de contactos de confianza, así como también a un electricista o fontanero en caso de emergencias.

Como mencionamos anteriormente, si llamáis a un cerrajero en medio de la emergencia, podríais terminar contratando a un pésimo cerrajero que os cobra además una tarifa muy alta. Por eso os traemos estos consejos para que podáis prevenir antes de que lamentéis algunas de esas situaciones.

  1. Si os quedáis fuera del coche y contáis con servicio de asistencia en carretera, no dudéis en llamarlos. Este servicio a veces viene incluido cuando compráis vuestros vehículos o una póliza de seguros. También lo podéis adquirir por separado, de todas formas es un buen plan para resolver de inmediato una situación de emergencia.
  2. Antes de que ocurra el inconveniente, habla con vuestros conocidos y familiares para saber a qué cerrajero acuden con frecuencia, así conoceréis de antemano las tarifas que normalmente puedan cobrar y tener algunas recomendaciones en el proceso.
  3. Trata siempre de contratar un cerrajero a través de una empresa, ya que si por algún motivo no quedáis satisfecho con el trabajo, os podréis quejar fácilmente a sus superiores en una sede física y no tendréis que lidiar con cerrajeros independientes que se esconden en sus casas.
  4. Apunta más de una empresa de cerrajería en vuestra lista de contactos. Así tendréis planes de respaldo en caso de una emergencia y el primer cerrajero que llaméis no os pueda socorrer.
  5. Acostumbraos a pedir siempre un presupuesto cerrado por escrito, el cual especifique cuánto os van a cobrar por cada trabajo que hagan los cerrajeros, como: mano de obra, materiales, viáticos, etc. Así no tendréis sorpresas a la hora de pagar y no os podrán estafar con facilidad.
  6. Comprueba de que el cerrajero esté asegurado, de esta forma si ocurre algún daño durante el trabajo, podréis reponer las pérdidas sin problemas y rápidamente.
  7. Cuando el cerrajero llegue a tu casa, espera a que se identifique y que pida tu identificación. Ya que un buen cerrajero siempre pregunta de quién es el domicilio para asegurarse de que hará el trabajo en la casa correcta.
  8. Siempre pide una factura cuando el trabajo esté terminado, para que sea más fácil de reclamar en caso de que tengas algún inconveniente con el trabajo realizado.

Esperamos que estos consejos os hayan sido útiles y de que podáis encontrar un buen cerrajero antes de que estéis en una situación de emergencia. En caso de que queráis saber de excelentes cerrajeros a buen precio en tu zona, os invitamos a que no contactéis a través de nuestras redes sociales y a que nos dejéis vuestras preguntas e inquietudes en los comentarios, ya que siempre estaremos para servirles.

Luchar contra el bumping

El bumping es el sistema más empleado por los ladrones para entrar en las viviendas manipulando las cerraduras. Prevenir este tipo de ataque es fundamental, de ahí las importancia de los sistemas antibumping en nuestros días.

¿En qué consiste el bumping?

Se trata de una técnica que los ladrones han aprendido de los cerrajeros, consistente  en meter una llave maestra o manipulada en la cerradura y en dar seguidamente golpecitos hasta que los cilindros se muevan. Este proceso tan sencillo, que dura menos de medio minuto, valdrá para abrir una puerta, de ahí su éxito entre los ladrones, poderosos ante muchas cerraduras. Por eso es tan vital instalar cierres antibumping que prevengan estos ataques.

Acerca del bumping.

Hace unos lustros, esta técnica sólo era utilizada por los cerrajeros profesionales para abrir las puertas de su clientela, cuando perdían las llaves y no podían entrar en sus casas. Fue hace unos quince años cuando este método fue asumido por los ladrones, que en los últimos años se han valido de este método como su principal para hacer de las suyas. Y es que se trata de llaves baratas que además tienen muchas indicaciones de uso en la Red y que pueden encontrarse con facilidad en el mercado, por lo que todo tipo de chorizos puede usarlas con peligro para los propietarios de viviendas.

Al menos se trata de una técnica que no es tan sencilla como pueda parecer, pues hacen falta conceptos y conocimientos del mundo de la cerrajería para aplicarla. El desconocimiento de la técnica puede derivar en ruidos y en lentitud en el robo, que podría frustrarse por ello; esto motiva que las bandas de ladrones practiquen mucho antes de lanzarse a robar las casas.

Casi un noventa por ciento del total de las cerraduras pueden abrirse por medio del bumping, lo que nos da una idea del poder de este método y de la alta probabilidad de acierto que tiene el ladrón que usa estas llaves. Sin embargo, cuando el chorizo se topa con una casa con cerraduras antibumping, el panorama se le oscurece considerablemente, pasando directo a otra casa distinta y más asequible a la hora de robar.

¿Cambiar la cerradura vale de algo frente al bumping?

Por supuesto, cambiar la cerradura antigua por una mucho más segura será una maniobra positiva frente a los robos. Los sistemas antibumping funcionan. Hay inquilinos que ven que no merece la pena proceder al cambio de cerradura, porque apenas tienen cosas de valor en la casa; esto es algo que los ladrones desconocen, por lo que a la hora de robar pueden incluso provocar otros graves daños. Invertir en seguridad es hacerlo también en tranquilidad, en poder dormir tranquilo, en no tener que estar con miedo.

¿Qué cerradura antibumping debería adquirir?

Cuando vayas a comprar una cerradura es importante que sea cuanto lo más segura posible. Por tanto, no basta con ver que es antibumping; será mejor si también es anti palanca, anti taladro y anti ganzúa. Contar con cerraduras de calidad se lo pondrá más difícil a los ladrones. Las grandes marcas del mercado proporcionan el aval de la calidad; no hay que obviar que la seguridad hay que pagarla, y que las grandes gangas en sistemas de cierre tendrán algún fallo.

Proteger el bombín con un escudo fiable le pondrá más complicado al ladrón aplicar el bumping, ya que no sabrá la marca de la cerradura. Los escudos son muy recomendables, como también lo es avisar a un cerrajero de confianza para que se lance a cambiar de una vez por todas esa cerradura vieja que hace vulnerable una vivienda. Como complemento que proporcione seguridad, el cerrojo de seguridad (su sistema de bloqueo es idóneo para proteger a los inquilinos) será otro buen aliado y no podrán ser abiertos mediante el bumping.

Impedir los robos en vacaciones

La época de vacaciones suele ser aprovechada por los ladrones para campar a sus anchas y para entrar en viviendas; el hecho de que los propietarios no estén les facilita mucho el trabajo. No obstante, hay una serie de consejos y de procedimientos, que citaremos más abajo, que le complicarán las cosas a los chorizos en su afán por hacer de las suyas.

Evitar que el ladrón sepa que una casa está deshabitada.

Hacer creer a los ladrones que la casa está habitada y que los inquilinos no andan de vacaciones es fundamental. Para ello sería aconsejable pedir a vecinos o familiares que suban y echen las persianas a diario; también sería bueno que los vecinos revisaran el buzón de casa, al que muchos ladrones recurren para ver si hay actividad en una vivienda. También es bueno que los vecinos entren para combatir las trampas de los chorizos, que suelen consistir en trocitos de papel o plástico que se colocan en las puertas para ver si hay habitantes que al entrar y salir los caen.

Poco recomendable es ir retransmitiendo en redes sociales el viaje de vacaciones e indicar los días que se va a estar ausente; muchos ladrones tienen la perspicacia y la frialdad de estar muy atentos a perfiles de interés en redes. La información es poder; cuanta menos se dé, mejor.

Colocación del temporizador de luces.

Colocar un temporizador de luces, que encienda las bombillas a determinadas horas del día (pueden programarse con variaciones de tiempo), puede ser muy útil, sobre todo cuando el truco de las persianas ya está contemplado por los ladrones. Son instaladores que se instalan fácilmente y que hacen creer a los ladrones que la casa está habitada. Además, las bombillas consumen poco.

Dejar teléfono de contacto al ir de vacaciones.

Es importante dar un teléfono de contacto a ese vecino que se encargará de revisar tu casa cuando hayas salido de vacaciones; así, si ocurre algún robo, podrás ser avisado cuanto antes (tus vacaciones se habrán amargado y tendrás que volver, eso sí). Si no se deja un teléfono de contacto, el problema caerá por completo en el vecino que está haciendo el favor.

Evitar dejar en casa enseres de valor.

Evitar dejar en casa importantes sumas de dinero y objetos de valor es vital, ya que a veces todas las precauciones frente a los robos pueden fallar. Si no hay cosas valiosas, por mucho que el ladrón hurgue no encontrará. Ingresar todo el dinero en metálico en bancos durante el periodo de vacaciones puede ser una fórmula práctica para evitar que los chorizos se lleven un botín durante su visita.

La importancia de los sistemas de seguridad de calidad.

Las cerraduras invisibles, que no pueden manipularse desde el exterior, dificultarán enormemente el intento de robo de los ladrones; sus resultados están siendo muy buenos, de ahí que cada vez más gente los coloque. Colocar una alarma de seguridad también puede ser una amenaza complementaria contra los asaltantes potenciales. No obstante, es primordial cerrar la puerta bien con llave al marchar de la vivienda.

Qué hacer en caso de sufrir un robo.

Lo primero que hay que hacer es llamar a la policía; no entres en casa a ver cómo está todo, pues podrías destruir evidencias del robo y mover elementos claves para la investigación, deja que la policía inspeccione la escena y tome pruebas del delito. Además, si entras a casa y el ladrón todavía está dentro, puede ocurrir que se enerve y te golpee, o algo peor. Una vez llamada la policía y echas todas las comprobaciones periciales, cuando entres en casa podrás comprobar las pérdidas y hacer un balance de lo perdido. Con suerte, si tienes seguro contra robos recibirás una indemnización, aunque nunca cobrarás más del valor máximo de la póliza.